La terca realidad

La terca realidad es que estamos pasando por una etapa en la que el tiempo es un bien cada vez más preciado. Niños, trabajo, casa, niños… Casi es un milagro que podamos seguir jugando (bien en horarios intespestivos, o en locales desconocidos). El caso es que se va 2012 y se nos han quedado en el tintero muchas entradas en nuestro blog. ¡Así es la vida!

Dos turnos completos de día del gañán. Nunca hablaremos del Poseidon de Jokin, un pasito más que nos adentramos en los 18XX aunque con resultado incierto. Jokin y yo nos lo pasamos pipa, mientras que Fran y Jose lo sufrieron hasta la última ronda de operaciones. volvimos a jugar al mejor juego de Essen 2011, el Vanuatu. Jugarlo nos devolvió la fe en las novedades de este año. Tiene que haber alguna joya escondida, sólo hay que encontrarla (para mi gusto, por ahora el The Great Zimbabwe). Como acompañamiento jugamos uno de los grandes juegos de Feld (antes de que lo abducieran), el Notre Dame, uno de esos juegos que la primera vez que los juegas te dan ganas de quemar.

A mi me parece bonito

Nos hemos dejado también sin comentar el pollo gañán de Fran, y no sólo por haber jugado un República de Roma en el que comprobamos que no es un juego para gañanes (la tercera vez que alguien quiso ser Dictador Y Censor se cerró el senado y se hundió Roma). Después de mucho tiempo, volvimos a juntarnos familias incluidas a ponernos ciegos de mosto (gratis) mientras los niños destrozaban el mobiliario. Entrañable 🙂

La República se hunde

También diciembre ha visto nacer la primera ppglaf quedada, también conocida como la quedad del sótano sobrepopulado. Dar las gracias a toda la familia por hospedarnos y darnos la oportunidad de compartir unos días estupendos con los amigos (¡y sus niños!).

En doble sesión, hemos jugado al Archipelago, con artistas invitados incluidos (la reseña debería de hacerla Javi, por cierto). Un juego que a mi (sólo) me recuerda al Eclipse y al Catán. No, no estoy loco. Es un juego ambicioso, con reglas sencillas (y casi elegantes) con un tema de colonos que no veas. A mi no me ha disgustado, con excepción de la subasta del orden de turno (que creo que le sobra). Hay que jugarlo a un partida más larga (jugamos la corta, que es sin duda, demasiada corta). Tiene también PV ocultos (más bien, desconocidos y aleatorios), que tampoco me gustan demasiado, pero es menos importante.

También han visto mesa el Lords of Waterdeep (con super meeples, por supuesto), el mejor juego de Essen 2010, el denostado Toscana, Power Grid (en una noche brutal en la que tardamos más en jugar el Pergammon), The Great Zimbabwe, Goa y Tyros en la categoría de plato principal.

Mención especial merecen los fillers The Hobbit Card Game, Trick of the Rails, Landlord! y Sitting Ducks Deluxe, que han visto mucha mesa al final de cada sesión. Creo que por ahora el ganador, el del Hobbit. ¡Viva Wallace!

Thorin murió con los cascos puestos

Para terminar, mencionar el Polis. Tuvo una acogida tibia en nuestro grupo, pero después de tres partidas, va cogiendo peso. Es un gran juego. Quizás lo mejor que he probado de los juegos nacionales. Es un juego redondo, difícil de jugar, pero fácil de explicar. No es un juego de guerra, más bien de gestión de recursos pero con mucha mucha interacción. Tiene algo de azar, por lo que a mucha gente le echará para atrás por durar unas dos horas. Es duro y no perdona errores. Imprescidible el podcast de Celacanto en El Tablero. Es un juego que merece la pena estar en una ludoteca, aunque insisto, no es para todos los públicos. Es un eurogame para dos jugadores con alta dosis de interacción y de azar (sí, un asedio te puede hundir o meter en la partida fácilmente). Es como si en el Le Havre pudieras hundir los barcos de tu contrario 😉

Bueno, y hasta aquí el 2012. O casi. Puede que haya alguna quedada ninja más, pero eso lo comentaremos el año que viene.

 

¡Felices Fiestas de parte de los simios!

Turno del gañán: Fran, David, Jokin, Cristian, Jose

Anuncios

5 pensamientos en “La terca realidad

  1. Entrada estresante, por tanto juego, y divertida por los comentarios.

    Sólo algún comentario: Lords of Waterdeep ¿del 2010?

    El Vanuatu aún no lo he estrenado, pero me estáis hypeando con el Great Zimbawe.

    Mamoncetes

    Un abrazo y Felices Fiestas

    • Cuando David hablaba de el mejor juego de Essen 2010 se refería al Toscana! Denostado y execrable juego de vinos, mejor que el Grand Cru y muchiiiiisimo mejor que el Vinhos.

      Por cierto, el Polis a mi me encantó desde el principio (y eso que cometía dos comunis), así que nada de acogida tibia…

  2. Gran juego el Polis, en mi modesta opinión.

    Curiosamente, hay una aspecto en el que me recuerda al Mage knight (no os tiréis de los pelos aún), que es la sensación de ver múltiples vías para hacer algo y que ninguna puedas llevarla a cabo por algún pequeño detalle….vas todo el rato “a ver, plan a…mierda….plan b….tampoco….plan c…jodeeeer…plan d….vaya putada de juego juego, me encantaaaa!!!”.

    Felices fiestas, gañanes!!. Espero leeros mucho en el 2013!!

  3. Pues lamento decir que me resultaría imposible reseñar el Archipelago, uno de esos juegos que a pesar de la explicación, no entiendo. Me pasé básicamente toda la partida sin comprender varios de los tableros (el paro, los rebeldes y no se qué cosas más). Vamos, un efecto Brass como la copa de un pino.
    De la sesión recuerdo con infinito más afecto el Landlord, de FF. Una puñetera obra maestra del juego sencillo y burlón, pero con juego. Maravilloso, y a la wishlist de cabeza.

  4. Pingback: Simios golfos

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s