La vida en directo: Liberté

Si en la caja no pusiese “Martin Wallace” ya habríamos hablado de hoguera varias veces en lo que llevamos de explicación.

Anuncios

7 pensamientos en “La vida en directo: Liberté

  1. La golfa de ayer fue memorable. Los cinco golfos reunidos de nuevo. Desde que iluminamos España con Alta Tensión no se alineaban los astros.

    El gañán agraciado fue Fran Meh, con unas de las “joyas” de Wallace, Libertad…

    Bueno, ayer hubo opiniones encontradas, y además, opiniones que fueron cambiando a lo largo de la noche.

    El señor Jokin, empezó fuerte criticando sin piedad la explicación de las reglas de Fran. Es más, en el turno uno, se le dieron la vuelta los ojos y prácticamente desconectó y calificó al juego como chusco. Jose parece que tenía una opinión similar y Cristian parecía confundido.

    Al final de la partida Jokin sin embargo ya no dijo que fuera un chusco, si no que reconoció tímidamente que le había gustado (un poco) aunque le parecia un juego fiesta incontrolable y le dieran miedo las purgas, guillotinas y demás cartas demoledoras. Jose parecía más convencido, y si no me equivoco, fue Cristian el que lo tachó como chusco (creo que todavía dolido por su último día fel gañán…).

    A mi me gusto. Como ya dije ayer, me da unas sensaciones del tipo al Dominant Species pero un poco más difícil de ver a lo largo de la partida. Me llamaron “Elitista” sin motivo, pero que vamos a esperar después de revivir esos oscuros años de terror y guillotina, de demagogia y miedo…

    El juego era más simple de lo que parecía. Como dijo Fran, quizás merecía la pena apostar por aquellos que ya estaban en el mapa para forzar el final rápido del turno. Después de darle vueltas al asunto, creo que también merecia la pena sacrificar a casco porro a tus representantes para ganar desempates, por que al fin y al cabo, después se robaban hasta 7 cartas y podías buscar magia. Me gusto el tema de que cada turno, se ganaran puntos de victorias diferentes, por batallas, por gobierno y por regiones… Entrañable las tres condiciones de victoria alternativas, aunque reconozco que era un poco tedioso comprobar si se cumplían.

    Lo peor del juego, lo difícil que era leer el mapa en un momento determinado y lo “delicado” que era resolver todas las elecciones al final de cada turno.

    Creo que me gustaría volver a jugarlo para darle otra oportunidad. Lo malo, es que como todos los juegos de mayorías, aunque son poco controlables, se disfrutan más con 4 o 5 jugadores, y no se si todos lo simios pensarán igual.

    Después de sembrar el terror en Francia, nos mudamos a Inglaterra a reconstruir Londrés. Con un par. Empezando la partida a las 11:00 jugándonos el tipo con nuestras respectivas familias… Curiosamente, el único “gallina” fue el entrañable amarillo, que se acordó que a las 5 de la mañana tenía que salir a correr 34 kilómetros y se retiró antes de que empezáramos. Mención especial a Cristian AKA “En media hora hemos terminado”, espero que no haya corrido la sangre al volver al hogar. A mi no me pitaron penalty, pero casi. Lucas algún día meterá a Jokin en una (triste) residencia y todos sabremos por qué.

    Bueno, al juego. Fran Meh ya lo ha tachado de chusco. Tan malo como el Loyang dijo. ¡Blasfemo! ¡London es el juego gafapasta del año, el Dominion definitivo! A mi me gusta mucho. No es el Brass, ni el Steam ni el AutomoBile. En eso estamos de acuerdo, pero me lo sigo pasando pipa gestionando mi ciudad y luchando contra los pobres. Ayer no construimos ningún metro, ¿quizás por que éramos 4 jugadores? De todas formas, creo que a 3 funciona mejor que a 4, aunque la partida de ayer estuvo genial.

    En resumen, noche entrañable, con inmejorable compañía… como dirían en Inglaterra… “Wallace save the Golfas”.

  2. Te equivocas Simio Albino, me gustó Liberté, el problema es el de siempre “too many games, too little time”. Liberté, como tantos otros (London sin ir más lejos) es un juego en el que la primera partida debe ser para conocer la mecánica y las oportunidades de desarrollarte que el juego ofrece. Parece random, pero creo que si todos empezamos una partida con conocimiento de causa sería mucho mejor. Lo quiero repetir.

    1. Lo digerí bien. Le he puesto un 7.5, es decir, bien. Mejor que Dschunke y Magna Grecia, sin duda.

    2. No os guardo rencor por hundime mis chuscos, al contrario de lo que tú piensas. Al menos el Magna Grecia ya lo he vendido, y por más de lo que me costó, no como tú que intentas vender el RoE a 35€ como si la gente fuera gilipollas (con cariño).

    3. La actitud ante un juego es importante. La explicación de ayer de Fran no fué la mejor, ni el juego pintaba maravillas a primera vista. Como bien dice Jokin, si el juego fuese de Colovini o Knizia, David lo hubiera tachado de chusco ipsofacto y lo hubiera jugado con hastío y mala gana. Pero es que ademas de elitist, David es un fanboy de los de histeria, Mr. David AKA “quiero ir al stand de Wallace y quedarme ahí toda la mañana”… si Fran y yo hubiesemos cedido a tu pataleta te hubieras perdido el Toscana, gañaaaaan!

    4. London me gusta mucho. Espero que lo juguemos más, mucho más.

  3. Dos puntualizaciones:

    1.- David, tachando a la gente como mehhh no vas a lograr distraer la tención de que precisamente tú te has adueñado de esa coletilla convirtiéndote en el más elitista.

    2.- Nunca dije “tan malo como el Loyang”, dije “como el Loyang”, un juego que depende muchísimo de las cartas que te entren.

    Liberté: Me gustó, seguro que la 2ª partida se hace más reñida sabiendo todos hacia dónde va el barco.

    London: Ayer remontó un poco, a favor, en mi calificación. Me gustó la partida y las decisiones a tomar durante ella, aunque la gran mayoría de las veces fueron bastante obvias.

    Expliacación de reglas: Es difícil explicarlas cuando el ambiente general es más de cachondeo que de atenderlas…. Uno con el iPhone, el otro cogiendo las cervezas, etc…

    • Te equivocas, Fran. El orden de los factores es al contrario: como nos diste una de las explicaciones más chuscas que te recuerdo (a veces te miraba y veía a Chari…) la atención se desvió a dispositivos más coherentes que tu secuencia de turno.

      Menos mal que el turno uno demostró que el juego era mejor de lo que nos había parecido escuchándote 😛

      • Añado, nos echa la culpa a nosotros porque sufrió el sindrome del dia del gañán, por mucho que te hayas empollado las reglas, te pones nervioso porque quieres que salga todo bien.

        – Si Laura llora sube tu modificador de nervios en +1.
        – Si David baja a por el abridor y se pierde parte de la explicación sube tu modificador de nervios en +1.
        – Si llama José cuando el juego está casi explicado sube tu modificador de nervios en +1.

        En fin, la culpa pa los dos que estuvimos escuchando pacientemente la trabucada explicación… manda huevos.

        Los dos primeros turnos fueron un Comuni… hay que jugar a Liberté otra vez bien desde el principio. Mejorará seguro.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s